“Coludirse es muy grave,
pero hacerlo con los medicamentos
es criminal”

ÚLTIMAS ENTRADAS

¿Por qué la crisis en salud es herencia de Piñera?

Publicado el 07/09/2014 | 0

El senador Guido Girardi, presidente de la Comisión de Salud del Senado, refutó los duros cuestionamientos de la derecha a la gestión del gobierno en materia de Salud, señalando que “es un problema heredado del Presidente Piñera y su intento de privatización encubierta”. El parlamentario también manifestó su oposición a que las Isapres usen camas del sistema público.

———————————

Luego que  ayer el senador de Renovación Nacional, Francisco Chahúan dijera  “la Presidenta Bachelet tiene a la salud en una situación crítica y se requiere conservar la línea iniciada en el gobierno del Presidente Piñera”, el jefe de la bancada del PPD afirmó que  “no me parece adecuado que se hagan criticas sin fundamentos, se aprovechan de un problema que ellos mismo generaron  y que nos heredaron y que nos vamos a demorar en resolver y lo hicieron para favorecer el negocio de las clínicas privadas”.

El parlamentario explicó que cuando Piñera asumió en el 2010 faltaban 1.500 especialistas  en los hospitales y 1.430 médicos en la atención primaria. Ahora faltan 2.500 especialistas y más de 2000 médicos. Construyeron una cantidad ínfima de camas y nos heredó una lista de espera dramática: 1,2 millón de pacientes Auge y 2 millones de pacientes no auge que aguardan más de 100 días para ser atendidos”

Girardi agregó que “el gobierno del presidente Piñera agudizó de manera extrema y dramática la crisis del sector salud a través de traspasar una cantidad cuantiosa de recursos para compras al sector privado en vez de reponer camas y especialistas en el sector público.  Y al crecer las clínicas privadas se llevaron los profesionales y funcionarios que requerían dejando el sistema público devastado”.

El jefe de la bancada de senadores del PPD, agregó que la Presidenta Bachelet tiene un plan de infraestructura para habilitar 60 hospitales “para resolver el déficit de camas –hoy tenemos 2 cada 100 mil habitantes y deberíamos tener 4, camas críticas hay 8 y debieran ser 18- , pero si no solucionamos el problema de recursos humanos tendremos elefantes blancos vacíos”.

Para el senador se requiere un presupuesto especial de US$ 2 mil millones adicionales al año, para financiar un plan nacional de formación de especialistas y de médicos para reforzar la atención primaria: “No queremos medicina para pobres, hoy cuando van al consultorio el mismo médico atiende todo y eso no sirve. Se necesitan tener en los consultorios  especialistas básicos como pediatras, internistas, sicólogos, siquiatras para que allí se resuelvan el 90% de los problemas de la gente”.

El senador también manifestó su negativa a que las isapres puedan utilizar camas del sistema público.  “Me opongo terminantemente a que las instituciones que son el símbolo del abuso, que practican la preexistencia es decir no atender enfermos, que marginan, que excluyen, favorezcan su negocio teniendo camas baratas para que puedan seguir abusando de la gente. Las camas del sistema público deben ser para el 80% de los que están en Fonasa y no para ampliar el negocio de las Isapres.

Noticias Destacadas